Reglamento básico de respuestas.
1.Responder con un mínimo de dos líneas en un post a nivel de personaje.
2.Toda respuesta debe respetar la regla más importante, la leyenda de rol: "—Hablo —(Pienso) Actúo—".
3.Debe haber un nivel ortográfico mínimo, acentuación y puntuación correctas, escribir con claridad y lógica y gramática básica.
4.Respeto al uso de mayúsculas en todo tipo de nombres propios, títulos, nombres humanos o animales, instituciones, apodos, locales, nombres de calles y avenidas, siglas, inicio de una oración, tras un punto, etc.
5.Eliminación de regionalismos en cualquier espacio de posteo a nivel de personaje.
6.No es posible interactuar a nivel de usuario fuera de la Chatbox, la categoría Off Topic, la categoría de informaciones y algunos subforos de la categoría Comunidad.
Últimos temas
» [ABIERTO] Acampada infernal
Vie Ene 06, 2017 9:26 pm por Invitado

» [ABIERTO] Batido de realidades.
Vie Ene 06, 2017 9:08 pm por Invitado

» [ABIERTO] ¿Fantasmas en Shutoku?
Vie Ene 06, 2017 8:36 pm por Invitado

» Mi Confesion a Shin-chan -CERRADO-
Vie Ene 06, 2017 8:29 pm por Invitado

» [ABIERTO] ¡Evento Genderbend!
Lun Ene 02, 2017 1:06 am por Invitado

» [CERRADO] Un partido... ¿Cualquiera? (Aomine/Kise)
Dom Ene 01, 2017 11:19 pm por Invitado

» [CERRADO] Golosinas en el Centro Comercial
Sáb Dic 24, 2016 2:14 am por Invitado

» [CERRADO] La caseta de Nigou
Lun Dic 12, 2016 4:43 pm por Invitado

» [CERRADO] Decoraciones Navideñas
Lun Dic 12, 2016 4:29 pm por Invitado

» Nuestros Botones de afiliación.
Lun Dic 12, 2016 8:33 am por GameMaster

» Sobre el foro.
Lun Dic 12, 2016 7:40 am por GameMaster

» 『Primer Regalo』
Dom Dic 11, 2016 9:21 pm por Invitado

» Ya sabes dónde encontrarme.
Dom Dic 11, 2016 8:01 pm por Invitado

Sondeo
Afiliados.
Afiliados Normales(0/7)
Afiliados Élite (01/40)
Hermanos (0/8)
Anuncios

    No hay anuncios disponibles.


    La auténtica hora de la verdad.

    Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

    La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Ago 22, 2016 9:01 am

    Había ido al conbini a por los ingredientes necesarios para el pastel que iba a preparar para la cena en casa de Kuroko. Había vuelto relativamente rápido pues la tienda se encontraba justo frente a su casa. Ahora, había vuelto y se encontraba haciendo la masa del pastel en su cocina con @Kuroko Tetsuya en su acostumbrado sitio en la cocina, cuando él estaba haciendo algo.

    - Bueno, entonces les has avisado, ¿no? - removía la mezcla en un bol bastante grade, el pastel iba a ser de proporciones "Kagami" - Espero que no les moleste que lo hayamos decidido tan rápido... Bueno, que lo haya decidido yo... Tsk, como sea... todo irá bien, ya lo verás - dijo acercándose a él y dándole un beso en la frente mientras seguía batiendo en el bol.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Ago 22, 2016 12:00 pm

    Finalmente Kuroko había avisado a sus padres sobre la visita de Kagami. De forma repentina, sin siquiera haber tenido al menos un par de horas para prepararse mentalmente para lo que iba a ocurrir esa noche. 

    Pero ahora no podía ser atrasado.

    —Eso espero, Kagami-kun —cerró sus ojos ligeramente cuando sintió el beso en su frente, sonriendo sin siquiera darse cuenta. —¿Debería ayudarte en algo? —preguntó, refiriéndose al pastel.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Ago 22, 2016 1:13 pm

    -No, no te preocupes, ya casi está. Sólo falta hornearlo y decorarlo un poco. Eso es lo más divertido, podemos decorarlo juntos. 

    Vertió la masa en un molde para tartas y lo metió al horno. Se limpió las manos en el mandil y se giró hacia Kuroko.

    -¿Cómo te gustaría que lo decorásemos? ¿Qué te parece si escribimos: "Sorpresa, familia: Soy gay"? - Kuroko le miró con cara de pocos amigos mientras Kagami reía - No te molestes, Kuroko... Sólo era una broma... Una frase tan larga no cabe en un pastel así.

    Volvió a romper a reír. Sólo intentaba aligerar el ambiente, pero a veces estaba seguro de que su adorable novio tenía instintos homicidas sobre él.

    No es que le culpara.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Ago 22, 2016 3:50 pm

    Frunció sus labios, aguantando sus ganas de golpearle como lo hubiese hecho en cualquier situación similar. Pero, la verdad, era que Kagami no se lo merecía. Se cruzó su brazos. —Si se supone que tengo que reirme, no lo estás consiguiendo, Kagami-kun —dijo, inalterable. —Además, serías el que más  sufriría las consecuencias, ¿sabes?
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Ago 22, 2016 4:06 pm

    Dejó de reír y se acercó a él abrazándole por la espalda y besando su cuello con lentitud.

    - No es como si no les fuéramos a decir algo semejante... - murmuró sin dejar de besarle - Sólo intento que nos relajemos. Precisamente porque soy yo el que se va a tirar a los leones por ti... Dame un poco de tregua, Kuroko, no sabes lo nervioso que estoy por lo que pueda pasar. No soportaría que me prohibieran verte.

    Y, en ese momento se dio cuenta de cuánta verdad había en esa frase. Si los padres de Kuroko se oponían a su relación y les prohibían verse... definitivamente él no lo iba a soportar.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Ago 22, 2016 4:59 pm

    Se volteó al escuchar aquello último, como por inercia, enfrentándose a los ojos contrarios con sus grandes orbes celestes. Suspiró, rodeando a Kagami por la cintura pero sin dejar de mirarle. 


    —No va a pasar algo como eso, Kagami-kun. Te lo aseguro —prometió, en un intento de hacerle olvidar aquello o al menos intentar de convencerle—. Les conozco. No serían capaces, incluso aunque no les agradaras, Kagami-kun... Ellos confían en mí. Y si yo confío en ti, ellos deberán hacer lo mismo —puntualizó.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Ago 22, 2016 5:07 pm

    Un sonido agudo, como de una campana les sacó de la conversación. El horno había pitado y el pastel estaba listo. Se puso unos guantes y mo sacó con cuidado de no quemarse.

    - ¡YOSH! Esto ya está listo. Sólo queda poner algo de chocolate blanco con encima - dijo vertiéndolo de un bol que ya tenía listo - En cuanto se enfríe podremos marcharnos. - Lo metió en la nevera y se dio la vuelta andando hacia la habitación. Paró al lado de Kuroko y le besó en los labios de forma apasionada, durante algunos segundos.

    -Confío plenamente en ti. Voy a vestirme y a ponerme decente. Estaré listo en cinco minutos. Te quiero.

    Le revolvió el pelo y se dirigió a su cuarto.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Ago 22, 2016 7:12 pm

    Sonrió. Ver cocinar a Kagami era agradable, porque se notaba el esmero que le ponía... y, además, era muy bueno haciéndolo. Incluso para alguien como él, que no sentía una inclinación por la comida, era diferente cuando cocinaba el pelirrojo. 

    —Te espero entonces, Kagami-kun.

    Se llevó una mano hacia el cabello y lo peinó hacia atrás, respirando profundamente. Estaba nervioso, pero confiaba en que todo saldría bien. Sabía que el momento iba a llegar. Si estaba con Kagami, sería capaz de afrontarlo.

    Con aquel pensamiento en mente, y cuando todo estuvo listo, varios minutos más tarde, se dirigieron hacia la casa de la familia Kuroko.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Mar Ago 23, 2016 4:21 am

    Se visitó con lo mejor que tenía, pero sin sobresalir mucho. Quería causar una buena impresión pero tampoco aparentar algo que no era. Con un vaquero oscuro, una camiseta con dibujos en tonos más claros y una camisa de cuadros abierta, se colocó el collar con el anillo de su hermano y la pulsera que compartía con Kuroko.

    I'll be your shadow.


    Alcanzó a leer la inscripción de la parte trasera mientras se la colocaba. En un ataque de sentimentalismo la besó, deseando que le diera suerte o, al menos, le ayudara a estar lo menos nervioso posible. En la puerta se calzaron y se dirigieron a casa de Kuroko con el pastel casi temblándole en las manos.

    (Te has enfrentado a Aomine, a Akashi... a toda la maldita Kiseki no Sedai... una cena con los padres y la abuela de tu novio no te matará, Kagami)


    Se decía una y otra vez, intentando calmar sus nervios. Antes de lo que hubiera deseado, llegaron a la puerta y Kuroko tocó al timbre.

    ALEA JACTA EST.
    LA SUERTE ESTÁ ECHADA.


    Cuando la puerta se abrió una señora un poquito más bajita que Kuroko y con una sonrisa tierna abrió la puerta. Antes de que pudiera decir nada Kagami se adelantó, hizo una reverencia y le tendió el pastel que llevaba en las manos.

    -Buenas noches, Kuroko-san, le agradezco que me hayan invitado esta noche a su mesa. Permítame que me haya encargado del postre. Es... casero, está recién hecho... espero que les guste.

    Y aunque no podía ver la expresión de la madre de Kuroko, por primera vez y sin que eso sirviera de precedente, el alegre ladrido de Nigou corriendo hacia él y haciendo cabriolas para que jugasen le pareció una de las cosas mas maravillosas del mundo.


    (Bueno... aunque no me quiera nadie aquí, al menos el perro está contento de verme...)
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Mar Ago 23, 2016 4:26 pm

    Cuando su madre apareció en la puerta de entrada, serena como de costumbre, Kuroko sintió sus hombros relajaban notablemente. Justo en ese momento, Kagami se había inclinado para hacer la reverencia, tendiéndole el pastel. Su madre amplió su sonrisa, mirando al pelirrojo.


    Es un placer conocerte, Kagami. Tetsuya nos habló bastante sobre ti y Seirin —dijo—. Gracias por el postre, ¿podría pedirte que lo lleves a la cocina? Es un pastel bastante grande, no quisiera perderlo en medio del camino.

    Ella se hizo a un lado, permitiéndoles pasar al interior. Kuroko entró primero, seguido por Kagami, y le dirigió a la cocina, aunque no sin antes tomar a Nigou en sus brazos. Le indicó donde dejar el pastel.


    Tetsuya, te dije que no quiero que Nigou entre a la cocina —su madre apareció súbitamente en la entrada, pasando por entre ellos para ir a la mesada donde esperaba la preparación que había abandonado con anterioridad—. ¿Por qué no llevas a Kagami a la sala? Tu abuela está allí, seguro le gustará que se lo presentes.


    Kuroko asintió, tomando la mano del pelirrojo adrede, y ganándose una mirada atenta de su madre, mientras salía de la cocina para atravesar el pasillo en dirección a la sala, donde se escuchaba el sonido tenue de la televisión. Su abuela se encontraba sentada en el sofá. Kuroko dejó al cachorro en el suelo, viéndole correr a los pies de su abuela, que se giró para observarles.

    Tetsu-kun, qué raro verte por casa… —mencionó ella, antes de desenvolver una sonrisa jovial en dirección a Kagami—. Últimamente andas tan desaparecido… No me digas, ¿él es el culpable? ¡Ven, muchacho! No muerdo… Aunque no sé Nigou. Según el jovencillo que está a tu lado, es un buen chico, pero en estos últimos días estuvo haciendo desaparecer muchos calzados, ¿no, Tetsu-kun? —habló, divertida.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Jue Ago 25, 2016 8:57 am

    Siguió a Kuroko y a Nigou que le miraba jadeando aparentemente feliz hacia la cocina. La madre de Kuroko parecía bastante amable y tranquila. En cierto sentido, le recordaba a su novio. Sonrió imperceptiblemente -lo cual era todo un logro para él- y dejó el pastel en un lado de la encimera de la cocina. La madre de Kuroko entro tras ellos y les indicó que fueran a saludar a su abuela, que estaba en el salón, viendo la televisión. Según recordaba, Kuroko le había dicho que su abuela quizá sería la que más se alegraría de conocerle. Esperanzado con ese pensamiento, siguió a Kuroko hasta donde se encontraba su abuela.

    - Es un placer conocerla... - Mierda. ¿Era la madre del padre de Kuroko o la de su madre? ¿Cómo debía llamarla? ¿Cuántos "Kurokos-san" había en esa maldita casa? Tenía que haber hablado sobre esto con Kuroko, maldita sea. Decidió obviar eso y no llamarla de ninguna manera, esperando que la amable señora no se percatara de que no tenía ni idea de cómo dirigirse hacia ella. Se inclinó aún más y, cuando se incorporó la miró con una sonrisa nerviosa - Lo cierto es que yo... me dan algo de miedo los perros - dijo rascándose la nuca - Pero es cierto que Nigou es un buen chico... Aunque Kuroko también me ha contado que últimamente está muy rebelde con sus zapatillas.

    Sintió la mano de Kuroko presionar la suya y se relajó visiblemente. Se había imaginado algo mucho peor pero, si habían ido allí a decirles la verdad a todos, lo mejor sería ir empezando ya. Se sentó junto a Kuroko y tomó su mano disimuladamente.

    - Lamento ser el causante de que Kuroko esté pasando poco tiempo en casa... pero es alguien increíble. No me resulta fácil separarme de él... Aunque usted seguro que ya lo sabe, puesto que hace años que le conoce - sonrió a su novio y volvió a mirar a la anciana - Es el único que es capaz de calmarme cuando pierdo los nervios en un partido y eso, deje que le diga, es algo que no todo el mundo es capaz de hacer. Aprecio su compañía como no tiene idea, así que verdaderamente lamento que últimamente pase menos tiempo en su casa pero... créame si le digo que es algo que no puedo evitar...
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Dom Ago 28, 2016 9:24 am

    La mujer le sonrió de lado tras las palabras del pelirrojo, de forma sincera. Kuroko, por su parte, simplemente rascó su nuca, volviéndose hacia Kagami para demostrarle -quizás a través de su mirada- un gesto de apoyo, a sabiendas de que los nervios de su novio eran aún mayores a los suyos.



    —Lo entiendo perfectamente. Tetsu-kun es realmente adorable, desde pequeño. Me alegra que sus compañeros de equipo —hizo énfasis, ampliando su sonrisa— sepan apreciar su esfuerzo. Él siempre da todo de sí, puedo ver lo mismo en ti, y eso me alegra —Se inclinó sobre el sofá, contenta—. Así que, Daiki-kun...

    Kagami, abuela —interrumpió, casi inmediatamente, nervioso—. Kagami Taiga.


    —Lo siento, Taiga-kun —se rectificó—. Quería decir que puedes llamarme Obaa-san a partir de ahora —animó—. Oh, ¿qué te parece si te muestro el álbum de mi adorable nieto cuando era pequeño, Taiga-kun? —propuso, haciendo a Kuroko suspirar pesadamente, como si fuese algo que ya esperaba.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Dom Ago 28, 2016 11:57 am

    Se quedó de piedra. No, de hielo, más bien.

    Daiki-kun.


    ¿Daiki-kun?


    Se suponía que Kuroko les había estado hablando de él y de Seirin los últimos días. ¿Por qué narices aquella buena mujer salía ahora con el nombre del maldito Aomine? Hacía ya un maldito año que Kuroko jugaba en el equipo con él... y a eso habría que sumar el tiempo que había pasado desde que Kuroko dejó el equipo después de lo de Owigara. Entonces...

    ¿A qué mierda viene eso de Daiki-kun?


    Sonrió a la mujer, que no tenía culpa de nada, y asintió, con un intento de cálida sonrisa.

    - Gracias, obaa-san, me gustaría mucho verlo - dijo amablemente. En cuanto la mujer se levantó, excusándose hacia unas estanterías algo alejadas del sofá, Kagami murmuró:

    - No sé qué narices ha significado eso, Kuroko. Pero ahora mismo mi cabeza no deja de buscar una excusa creíble para marcharme de aquí en este mismo instante. Si la explicación que tienes no es lo suficientemente buena y convincente, te ruego que ni lo intentes.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Dom Sep 11, 2016 1:11 pm

    En cuanto su abuela se retiró, supo que comenzaba el interrogatorio, y deseó ser tragado por la tierra. Sin embargo, supo mantenerse tranquilo, con la esperanza de que Kagami no malinterpretara las cosas.


    Coincidencia era una palabra que, justo en ese instante, comenzó a molestarle.


    —Es normal que las personas mayores se equivoquen con los nombres. Normalmente suele llamarme por el nombre de mi padre, y convivimos todos los días, Kagami-kun —dijo, suspirando, en un tono bajo—. Mi abuela conoce a Aomine-kun y a confundido los nombres… fue una sencilla equivocación —explicó, torciendo sus labios.



    En cuanto vio a su abuela regresar con un grueso álbum, rezó porque a Kagami no se le ocurriera marcharse en un momento como ese… fuese cual fuese la excusa. De lo contrario, todo saldría mal.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Dom Sep 11, 2016 2:07 pm

    La explicación de Kuroko no era lo que se dice la más elaborada del mundo. Pero, precisamente en su sencillez radicaba su sentido. Podía ser que su abuela se hubiera equivocado de casualidad, que el imbécil de Aomine hubiera sido el amigo más cercano de Kuroko y ella le confundiera. Pero eso no hacía que la situación fuera menos molesta. Sin embargo, dejando la conversación para otro momento, se sentó al lado de la amable mujer y comenzó a ver aquel álbum. Al principio la sonrisa era algo forzada pero, poco a poco empezó a ser genuina.




    Estuvieron viéndolas durante un buen rato. Hasta que Kagami dijo:

    - ¡Ésta! - y señaló una en la que Kuroko, de alrededor de un año, miraba sonriente a la cámara.


    - Es mi favorita - dijo sonriendo - Su nieto tiene la mala costumbre de no sonreír a menudo y estos pequeños momentos son  como un tesoro...
    La mujer le miró sonriente pero antes de que pudiera contestarle la puerta de casa se escuchó y Nigou salió corriendo hacia ella. 
    - Parece que Kuroko-san acaba de llegar... - pensó, tragando saliva.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Miér Sep 14, 2016 11:11 am

    Al igual que Kagami, se sentó junto a su abuela, del lado contrario para no estorbar. Ah, sí, recordaba aquellas fotos bastante bien. Su madre era bastante aficionada a tomarle fotos cuando era pequeño; supuso que había heredado parte de ese gusto, aunque era algo mínimo.

    “Su nieto tiene la mala costumbre de no sonreír a menudo y estos pequeños momentos son  como un tesoro...”.

    Un ligero calor en sus mejillas le indicó que probablemente se había ruborizado. Su abuela también parecía haberle agradado aquello, pensó, a juzgar por su expresión. Sin embargo, el ruido de la puerta y el taidama que se escuchó desde la entrada, que tuvo como respuesta el okaeri de su madre, sólo provocó que el color que había en su rostro se fuera tan rápido como había llegado. ¿Kagami estaba nervioso? Pues, él también.

    No tardó en ponerse de pie, justo cuando su padre entraba a la sala. Un hombre realmente parecido a él, quizás un poco más alto. Les observó con una ceja arqueada hacia arriba. Su abuela saludó a su hijo, Kuroko le imitó, dándole la bienvenida. 

    —Buenas noches, mamá, Tetsuya… Supongo que tú eres Kagami —dijo, finalmente, abandonando su expresión seria por una sonrisa amigable. Kuroko respiró más tranquilamente en ese momento—. Es bueno conocerte al fin. 
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Miér Sep 14, 2016 7:18 pm

    Nervioso, se levantó del sofá casi demasiado rápido, pero sus buenos reflejos lograron que lo disimulase bastante bien. Se giró hacia la puerta de la sala donde un Kuroko 2.0 le sonreía contento. Se parecían bastante. Su padre era un tanto más alto y con los rasgos más maduros, lógicamente, pero no había grandes diferencias. Se preguntó si, en unos años, Kuroko luciría igual que su padre. 

    Se inclinó en una reverencia casi exagerada que había estado practicando mentalmente desde que puso un pie en esa casa y dijo con voz un tanto seria:

    - Buenas noches, Kuroko-san. Soy Kagami Taiga y estoy en... -un tortazo mental le vino justo a tiempo para cambiar de frase - ...el equipo de su hijo. Le agradezco mucho que me hayan permitido quedarme a cenar.

    Por lo que sabía, Kagami, en toda su vida, jamás, nunca, ni siquiera con los profesores había tratado de sonar tan educado. Probablemente esos serían los segundos decisivos si quería que la familia de Kuroko le aceptase. Aunque no tenía ni idea de qué iba a hacer o decir cuando Kuroko soltase la bomba.

    Se levantó despacio, al sentir a Kuroko moverse para acercarse a él. Cuando levantó los ojos, el padre de su novio le miraba con una sonrisa. Soltó de golpe todo el aire que tenía en los pulmones.

    Al menos, de momento, no le había tirado ninguna enciclopedia a la cabeza.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Sep 19, 2016 7:46 pm

    Se sentía feliz al ver el esfuerzo que hacía Kagami por comportarse de esa manera, porque Kagami actuando tan educadamente... bueno, era algo que no se veía todos los días. 
     
    —No agradezcas. Es bastante agradable tener visitantes de vez en cuando —el padre de Kuroko habló amablemente, achinando un tanto su mirada, como si se preguntara la razón por la cual el pelirrojo estaba tan nervioso... O, al menos, eso le pareció a Kuroko.
     
    Y, antes de que pudiera decir nada, la madre de Kuroko apareció por la puerta de la sala, con una cuchara de madera en la mano. Se mostraba inexpresiva.
     
    —Tú —dijo apuntando al padre de Kuroko con el utensilio de cocina, con un tono tranquilo pero un aura casi rozando lo amenazante—, ve a lavarte las manos antes de comer.
     
    El alegado alzó las manos en señal de inocencia y caminó hasta salir del cuarto, pasando por al lado de su esposa con un "Hai, hai, madame". Ella sonrió y se volteó a ver a su hijo, a su suegra y al invitado.
     
    —Pueden venir a cenar.
     
    Kuroko asintió y ella se marchó contenta. Le indicó a Kagami que le siguiera hasta la cocina-comedor, con su abuela por delante. En la mesa estaba el soba servido. Kuroko tomó asiento donde siempre y le indicó a Kagami que se sentara a su lado, donde casualmente estaba la cazuela más grande la casa. Le miró por unos segundos, en silencio y tomó su mano por debajo de la mesa, disimuladamente.
     
    Su padre volvió al poco tiempo y se sentó en su lugar de siempre, en la cabecera de la mesa, con un libro pequeño entre sus manos. Estaba acostumbrado a ver esa escena. La madre de Kuroko miró a su esposo con el ceño fruncido.
     
    —Sin libros en la mesa —advirtió, volteándose para mirar al invitado, con una sonrisa afable—. Espero que a nuestro invitado le guste la comida.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Sep 26, 2016 5:47 pm

    No.

    A Kagami no le gustaba la comida.

    A Kagami no le gustaba el baloncesto.

    Lo único que le hubiera gustado a Kagami en ese momento era desaparecer. Volatilizarse en el aire. Pero obviamente eso no era posible en absoluto. 

    Así que haciendo acopio de toda su valentía sonrió todo lo sincero que pudo y contestó con voz amable y tranquila:

    - Desde luego, Kuroko-san, todo luce delicioso. - se sonrojó violentamente y cuando vio las miradas que la madre de Kuroko y su abuela (su padre seguía tratando de leer a escondidas aquel libro, lo que casi le causa una suave risa) tuvo que aclarar - Yo... debo confesar que soy bastante... Hmm... Bueno, ¿cómo decirlo? - se llevó una mano al mentón tratando de buscar las palabras adecuadas - Mi madre siempre dice que soy de buen comer... si ustedes me entienden... Lo lamento si Kuroko-kun - ¿Él usando honoríficos con Kuroko? Bueno... las apariencias había que mantenerlas - no les ha dicho nada... pero lo cierto es que suelo comer bastante... Y mentiría si le dijera que todo huele que alimenta, Kuroko-san...

    Dios. Quería que la tierra le tragase. ¿Acababa de decirle a la familia de su novio -quienes aún no sabían que lo era- que era un pozo sin fondo? Miró a Kuroko buscando una salida, pero pronto se le ocurrió algo que, quizá podía salvar la situación.

    - Por eso aprendí a cocinar desde pequeño. Ayudaba a mi madre en la cocina todo lo que podía, así ella me enseñó a cocinar gran cantidad de platos. Occidentales y orientales... Lo cierto es que sospecho que una de las razones por las que me tienen tanto afecto en el equipo es por mi sazón - dijo divertido - Aunque... - y aquí venía el golpe de gracia - Nunca he cocinado soba, aunque parezca mentira así que... ¿sería tan amable de darme su receta, Kuroko-san?
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Lun Oct 03, 2016 5:58 am

    Y con eso, Kuroko estaba seguro de que Kagami definitivamente había conquistado el corazón de su madre. No pudo siquiera reprimir una sonrisa cuando ella asintió lentamente, pero con sus ojos casi brillando del gusto. Incluso las palabras del pelirrojo lograron hacer que su padre levantara la vista de su lectura para mirarle, con una ceja enarcada.
     
    Oh, por supuesto, Kagami-kun… Cuando acabemos de cenar la copiaré para ti, ¿de acuerdo? —Ella esbozó una sonrisa amable para el pelirrojo, antes de empezar a servir la comida para todos. El silencio que reinó la cena no duró mucho.
     
    Y dime, Kagami, ¿tus padres viven en Estados Unidos, verdad? Si no me equivoco, Tetsuya lo comentó una vez antes… —su padre habló, escrutando al invitado con la mirada—. Debes tener un buen manejo del inglés, ¿no? Por eso, me preguntaba, ¿a qué quieres dedicarte en un futuro? ¿Has pensando en la traducción? Es un buen trabajo, si me permites decirte; aunque…
     
    Sin embargo, la anciana interrumpió la conversación:
     
    Oh, vamos no debes molestar al muchacho, querido. Ha venido a cenar, no a un interrogatorio —dijo, en un tono tranquilo pero jovial.
     
    —Creo que somos conscientes de porque está él aquí hoy, en realidad…; no somos tontos —dijo, seriamente—. Tetsuya —llamó su padre, como invitándole a hablar—. Este es el momento.
     
    Kuroko levantó sus ojos de la porción de soba que se encontraba frente a él, encontrándose con la mirada atenta de su familia. Miró a Kagami una vez más y miró a su padre a los ojos, más tranquilo de lo que hubiese esperado reaccionar. Inhaló y exhaló con demasiada naturalidad, antes de asentir brevemente.
     

    Hai. Kagami-kun y yo estamos saliendo como pareja desde hace un mes —anunció.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Dom Oct 09, 2016 6:14 pm





    Y Kuroko soltó la bomba.

    Y la bomba le estalló a Kagami en las narices que no encontraba un sitio en el que esconderse. Dios, hubiera preferido mil veces enfrentarse a una horda de fantasmas deseosos de venganza que a la mirada de la familia de su novio. Pero, era su momento de hablar, así que habló.

    - Kuroko-san - dijo hablándole a su padre - Antes de que diga nada yo... realmente amo a su hijo. No puedo explicarle cómo sucedió porque ni yo mismo lo entiendo pero... es algo que no pude evitar y que pasó sin que me diera cuenta. Somos muy diferentes, en todo pero... creo que eso es precisamente lo que tanto me gusta de él. Tanto en la cancha como fuera de ella nos entendemos a un nivel que yo nunca creí posible. Sé que quizá crea que soy muy joven y que probablemente piense que no soy suficiente para su hijo... créame yo mismo lo dudo. Pero sí hay algo que puedo asegurarle y es que estoy terriblemente enamorado de él. Así que, por favor...se lo ruego... permita que estemos juntos. - terminó, inclinándose levemente hacia él y esperando una respuesta.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Sáb Oct 15, 2016 7:53 pm

    Kuroko observó a su padre en silencio, sin agachar la vista. De alguna forma, era como si todo lo expresaran a través de aquella mutua mirada celeste. 

    En su interior, no podía evitar estar tenso.

    Las respuestas tardaron en hacerse escuchar. La abuela de Kuroko se mantenía en silencio, escrutando al pelirrojo con una pequeña sonrisa que no había menguado en ningún momento. Su padre, en cambio, no había dicho una sola palabra y le rodeaba un indiscutible halo de seriedad. Sin embargo, a diferencia de lo que Kagami podía esperar, quien habló fue la madre de Kuroko. Miró a su hijo, luego al pelirrojo y por último a su esposo.

    —Hace unos días hablamos respecto a esto —dijo, con suavidad—. No nos es indiferente la relación entre ustedes dos, ni ignoramos cuánto ha cambiado la actitud de Tetsuya desde hace unos meses —dijo, volviendo a posar los ojos sobre el peliceleste más joven—. Llegamos a la conclusión de que, mientras nuestro hijo se sienta cómodo y estén seguros de que se aman, aceptaremos su relación. ¿Verdad? 

    Su padre asintió, casi suspirando con resignación:

    —Sí, en otras palabras... Aunque aún considero que son muy jóvenes para hablar acerca del "amor", supongo que... tienen nuestra aprobación.

    Y en ese momento, Kuroko sintió que acababa de desprenderse un gran peso de su espalda. Una sonrisa, aunque disimulada apareció en sus labios. Se inclinó levemente en dirección a sus padres, a modo de agradecimiento.

    —Muchas gracias —dijo, tan feliz que apenas podía disimularlo—. Kagami-kun es una gran persona; de verdad... estoy seguro de que es la persona con la que debo estar. No se arrepentirán de esta decisión.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Invitado el Jue Nov 24, 2016 6:36 pm

    La presión estaba acabando con él. A pesar de que la abuela de Kuroko -a quien Kagami ya había apuntado como su favorita en la familia- le miraba con una sonrisa que le tranquilizaba sólo lo conseguía mínimamente. Cuando su madre habló, contuvo la respiración.

    Soltó el aire cuando acabó de hablar y lo volvió a contener cuando su padre habló. Al final, decidió que si no respiraba no viviría para contar que había sobrevivido a la primera cena con los padres de su novio. Cuando todo el mundo terminó de hablar, sintió que era su momento.

    - Ya he dicho lo mucho que amo a su hijo. Puede, y entiendo que lo haga, que crea que soy muy joven para hablar de amor. Pero le garantizo que nunca jamás puse mis ojos en nadie, en ningún sentido y sé, porque lo sé, que lo que Kuroko-kun ha hecho conmigo no lo va a lograr nadie más, así que pueden estar tranquilos, porque la felicidad de Kuroko-kun es mi prioridad, por encima de cualquier otra cosa. Realmente les agradezco que me den esta oportunidad, les garantizo sin ningún atisbo de duda de que no sea arrepentirán de esto.

    Miró a la familia de su novio. Su abuela le miraba como si estuviera a punto de levantar los pulgares y aquello le hizo sonreír con suavidad. Su madre también le sonreía con algo que a Kagami le pareció cariño. Su padre iba a ser el hueso más difícil de roer... pero sabía que sólo necesitaba tiempo. Que, cuando su padre viera todo lo que amaba a su hijo, su visión respecto a él cambiaría sustancialmente.

    Con algo de miedo y hasta de vergüenza, tomó la mano de Kuroko y la besó con cariño, mirándole a los ojos. Porque, aunque se moría de ganas por lanzarse a sus labios, sabía que no era una buena primera impresión.
    avatar
    Invitado
    Invitado


    Volver arriba Ir abajo

    Re: La auténtica hora de la verdad.

    Mensaje por Contenido patrocinado


    Contenido patrocinado


    Volver arriba Ir abajo

    Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


     
    Permisos de este foro:
    No puedes responder a temas en este foro.